México: Comisión Nacional ignora violaciones a derechos humanos

Por Gabriela Ramírez
(Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

México, septiembre (SEMlac).- La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) ignora violaciones a derechos humanos en México, no toma en cuenta a las víctimas y, por el contrario, les genera falsas expectativas.
Así lo señala la organización Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE) luego de que ese organismo nacional determinara que no hay violaciones a derechos humanos por parte del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en el caso de un hombre que tardó cerca de dos años en conocer las causas de la muerte de su esposa embarazada y en recibir el cuerpo del feto para poderle dar sepultura según sus costumbres y creencias.
Haidé Noemí León tenía 26 años y por complicaciones respiratorias fue llevada al hospital Gineco 3A del IMSS ya que tenía cinco meses de embarazo. Ella entró el 12 de octubre de 2014 y días después la trasladaron al hospital de la Raza.
"La bajaron de la ambulancia, la tenían en la camilla, ahí estuvo de 7:30 a 2:30 am que la ingresaron", relató el esposo de Haidé, Abisaí, durante su participación en 2016 en el Tribunal Simbólico de Violencia Obstétrica realizado por GIRE y cuyo testimonio puede conocerse en el portal electrónico de esta organización.
Pasados unos días Haidé falleció y el bebé que esperaba también, pero de acuerdo con Yolanda Molina, abogada de documentación y litigio de casos de GIRE, los médicos no tuvieron entonces la certeza de las causas.
Abisaí luego de varias horas fue a recoger el cuerpo de su esposa y del bebé que esperaban. "Voy a patología y digo, vengo por mi esposa, y luego les digo y mi bebé y me contestan, va con ella. Uno se queda con eso y piensa, pues hago todos los trámites del entierro y en ese momento dices ya enterré a mi esposa y mi hija, pero después de un mes me marcan para decirme que habían sacado el cuerpo de mi bebé y que ahí lo tenían; que si me lo daban o ellos lo desechaban".

La batalla legal
Ahí comenzó un viacrucis legal. Abisaí interpuso, con apoyo de GIRE, una queja en la Comisión Nacional de Arbitraje México (CONAMED) y en septiembre de 2015, un año después de la muerte de Haidé, fueron llamados a una audiencia.
Ahí una comisión bipartita que analizó el caso les dijo que no había existido negligencia médica pero sí un mal manejo del cuerpo del feto, pero que por ética pagarían los gastos de inhumación. Lo que desconocían es que Abisaí no había recibido aún el cuerpo del feto.
Yolanda Molina explica que la actuación de la CONAMED dejó mucho que desear ya que no tomaron en cuenta las siete horas que Haidé pasó en una camilla al tratar de ser recibida en La Raza luego del traslado y que los médicos no supieron en realidad las causas de la muerte.
La CONAMED cerró el expediente en octubre de 2015 y entonces el esposo de Haidé acudió a la CNDH argumentando que aún no recibía el cuerpo de su bebé.
Este organismo realizó investigaciones, revisó expedientes clínicos, pero no resolvió nada. Es a través de la organización GIRE que envió una carta a la dirección del hospital y al no recibir respuesta interpuso un amparo, hasta que finalmente en julio de 2016 obtuvieron respuesta del IMSS para que Abisaí recuperara el cuerpo de su hija.
"Tú no puedes llevarte un cuerpo así como así, está penado por la ley. En este caso debían darnos un certificado de muerte fetal porque el producto ya estaba fuera del cuerpo de la madre y este documento debe coincidir en fecha con la entrega del cuerpo", explica la abogada Molina.
"Pues el IMSS nos dio el 2 de agosto de 2016 el certificado, pero con fecha de 31 de julio de 2016, así que tuvieron que volver a hacer el certificado porque ninguna funeraria lo aceptaba y porque además debían darnos un documento que acreditaran la razón de por qué el hospital mantuvo el cuerpo del feto por estos años", añade.
El IMSS entregó finalmente el cuerpo, el certificado de muerte fetal y la carta donde señalaba que lo retuvo para realizar investigaciones médicas, cosa que es completamente falsa, señala la abogada.
Luego de esto la CNDH se deslindó y hace unos días emitió una resolución en donde señala que no hubo violaciones a derechos humanos.
"Esta resolución es un copy-paste de la resolución de la CONAMED, y no es posible que nos digan lo mismo dos años después. No es posible que la CNDH pase por alto que se violaron los derechos de acceso a la verdad y la justicia en este caso".
Es así que la CNDH envió el expediente al órgano interno del IMSS para que ahí se realice una investigación en la que no se involucrará a las personas afectadas, en este caso el esposo de Haidé. No habrá reparación del daño, ni atención psicológica para los familiares afectados.
"Es increíble que la CNDH que es la garante de los derechos en este país re victimice a las personas y que les genere falsas expectativas", opina Yolanda Molina.
Hoy Abisaí sabe que su esposa en realidad murió de lupus, luego de dos años pudo enterrar a su bebé y exige medidas de no repetición, apelando sólo a la buena voluntad de las autoridades.
De 1994 a la fecha, la CNDH ha emitido, de acuerdo con su portal, 2.626 recomendaciones al IMSS y la CONAMED, y tan solo en el año que falleció Haidé, en 2015, recibió 1.021 quejas en contra de esta institución médica, ocupando el primer lugar seguido por el ISSSTE con 308 reclamaciones.

Rate this item
(0 votes)

Leave a comment

Make sure you enter all the required information, indicated by an asterisk (*). HTML code is not allowed.

Volver